Publicado por: Coceta

Caixa Popular: la primera entidad financiera valenciana es cooperativa

rosendo orti

Entrevista con Rosendo Ortí, director general de Caixa Popular

FEVECTA./ Hablar de los orígenes de Caixa Popular es hablar inevitablemente de los orígenes del cooperativismo valenciano. Allá por el año 75 comienza a gestarse el nacimiento de la Cooperativa de Crédito Caixa Popular, fruto del impulso de un grupo de jóvenes profesionales de diferentes ámbitos con gran vocación de transformación social e imbuidos de lo que se acuñaría años después como “espíritu mondragoniano”, en referencia directa a la experiencia cooperativa iniciada en el País Vasco por José María de Arizmediarreta,

El 2 de agosto de 1977, el Banco de España concedía Caixa Popular su ficha bancaria y en 1978 la entidad abría en Alaquàs su primera oficina. Hoy, con una red de 68 oficinas y una plantilla de 344 personas – 85,17% socios de trabajo de la entidad – Caixa Popular se ha convertido en la primera entidad valenciana en activos financieros.
Con motivo de su 40º aniversario, hablamos con Rosendo Ortí, director general de la entidad, para hacer balance y compartir reflexiones sobre el futuro de esta cooperativa de crédito que ha sabido ganarse la confianza de la sociedad valenciana.

caixa popular

P. Durante su última Asamblea General, celebrada hace escasas fechas, Caixa Popular ha celebrado junto a sus socios 40 años de trabajo y de éxitos compartidos, ¿qué balance hace de este tiempo?
R. Han sido 40 años de trabajo, esfuerzo y mucha ilusión. Hemos cumplido el sueño de aquellos pioneros cooperativistas de COVIPO y COINSER que, después de conocer la experiencia de Mondragón, pusieron en marcha este proyecto, que hoy es una solidad realidad. Cuatro décadas después somos la primera entidad financiera valenciana y todo un referente en nuestro sector.

P. ¿Qué queda hoy en Caixa Popular de aquel “espíritu mondragoniano” que insufló la fuerza, la energía y los valores necesarios para construir el gran proyecto cooperativo y financiero que hoy es?
R. Ese “espíritu mondragoniano” se mantiene vivo en los valores de Caixa Popular. Somos coherentes con nuestros valores y con nuestra misión. Los principios cooperativos marcan desde siempre la senda a seguir en nuestro proyecto.

P. Un rasgo peculiar de Caixa Popular es que es una cooperativa de segundo grado y como tal integra en su estructura societaria, por un lado, a un centenar de cooperativas valencianas de diferentes sectores de actividad y, por otro, al colectivo de trabajadores de la propia entidad. Podría explicarnos cómo influye este rasgo en la manera de actuar de la entidad, en sus políticas y maneras de hacer?
R. Influye en todo porque da consistencia a nuestro ADN cooperativo. Y a su vez, condiciona nuestra forma de hacer y entender la banca. Somos un modelo más democrático que permite a las personas socias participar en la estrategia y marcar el camino. Por supuesto, se refleja también en las políticas de igualdad de oportunidades que desarrollamos en el seno de la cooperativa. En Caixa Popular las personas son el centro de la organización, cada persona cuenta, tiene voz y voto.

P. Ud. asume la dirección general de Caixa Popular en 2009, un momento especialmente convulso para bancos y cajas, ¿cómo lo recuerda y qué decisiones se tomaron en esa nueva etapa de la cooperativa de crédito para afrontar el nuevo contexto que desembocaría en la desaparición de los grandes buques insignia del sistema financiero valenciano?
R. Fue un momento difícil por la situación de crisis económica y financiera que estábamos viviendo y también por el “vértigo personal” que da asumir una responsabilidad de este tipo.
Las primeras decisiones que tomamos, además de la remodelación del Equipo de Dirección, fueron encaminadas a reforzar los mecanismos de decisión de los procesos de inversión y mejorar el seguimiento de la morosidad.

P. En el nuevo escenario surgido tras la reestructuración del sistema financiero, hay muchos ojos puestos en Caixa Popular y en el grupo de pequeñas Cajas Rurales valencianas por haber permanecido como garantes del sistema financiero valenciano, ¿cómo se vive esa circunstancia? ¿Les hace sentir mayor responsabilidad si cabe?
R. Aunque las circunstancias han cambiado, nuestra misión sigue siendo la de influir en la sociedad valenciana, a través del cooperativismo de trabajo asociado, para participar en su transformación y mejora. Asumimos esa responsabilidad desde nuestros orígenes hasta hoy, y lo que queremos dentro de nuestra pertenencia a la Asociación Española de Cajas Rurales es que este modelo tenga sostenibilidad en el tiempo.

P. Caixa Popular tiene a gala funcionar de acuerdo a un modelo de gestión democrático, por valores, muy arraigado a lo local, que ha sabido conjugarse sin estridencias con la rentabilidad y la solvencia que toda entidad de crédito requiere y que, en los años previos a la crisis, les permitió hacer oídos sordos a los cantos de sirena de la especulación y la burbuja inmobiliaria, ¿esto pasa por el hecho de ser una cooperativa?
R. Ser una cooperativa influye. Porque somos nosotros los dueños de nuestro destino. Aplicamos un modelo de banca cooperativa basada en la democracia, la responsabilidad y la igualdad, con un estilo de gestión muy participativo, trasparente y prudente, que evitó, por ejemplo, que tuviésemos inversiones en el sector inmobiliario.

P. En la última década, son numerosos los proyectos que Caixa Popular ha puesto en marcha para vincularse más si cabe a la sociedad valenciana, responder a sus necesidades y aspiraciones ¿de qué proyectos se encuentran más orgullosos y por qué?
R. Cada proyecto es importante. Pero, ciertamente nos orgullecen más aquellos con los que contribuimos a mejorar la vida de las personas y de la sociedad civil valenciana. Por citar algunos ejemplos: el apoyo al comercio con la Tarjeta de Compra Local, el respaldo a la lengua y cultura con la Targeta Compromís pel Valencià, en el ámbito de la solidaridad el Ahorro Solidario o la Campaña “Un dia de Salari”, así como en el ámbito educativo la colaboración con las universidades o en materia de asociacionismo la cooperación con la Fundación Horta Sud.

P. En 2014 se presentó en la Facultad de Economía de la UV un manifiesto en defensa del sistema bancario valenciano, representado por las Cajas Rurales y cooperativas de crédito, frente a la voluntad del Gobierno de llevar adelante un plan para someterles a un proceso de concentración y bancarización similar al que puso la puntilla al modelo de Cajas de Ahorro, ¿Cómo está hoy la situación, sigue siendo posible ser una entidad independiente, cooperativa y netamente valenciana?
R. Sí, es posible. Para eso estamos trabajando las cooperativas y cajas rurales que formamos parte de la Asociación Española de Cajas Rurales en toda España y que tenemos el mismo objetivo: formar parte de un modelo federado, que nos permite muchas economías de escala y sinergias, pero que permite que cada entidad en su territorio, tenga su autonomía de funcionamiento

P. Caixa Popular ha cerrado 2016 con un incremento de sus beneficios del 29%, alcanzando un resultado de 8,05 millones de euros, una cifra de clientes que asciende a los 178.000 y 1.310 millones de euros en depósitos, ¿cómo se vislumbra el futuro desde esta posición, tienen su carné de baile completo?
R. Son unos buenos resultados que validan el modelo de banca cooperativa de proximidad. Ponen de manifiesto que cada día son más las personas que confían en Caixa Popular y en nuestro modelo de banca cooperativa, diferente ymás social, que está al lado de la sociedad valenciana.

P. De acuerdo con su Plan Estratégico, Caixa Popular quiere seguir apostando por un crecimiento sostenible, basado en un modelo de banca que coopera con las personas y con su entorno, más social y solidaria, ¿cree que las empresas y los particulares a la hora de escoger una entidad bancaria, además de valorar los servicios y productos financieros que se les ofrece, están valorando cada vez más la manera en la que su banco se comporta, su responsabilidad social?

R. Estamos convencidos de que sí. En los últimos años, los clientes miran y tienen en cuenta qué hay detrás de las empresas. La rentabilidad es importante y la responsabilidad, también. Nuestro crecimiento en las cifras de negocio es un ejemplo de esa mayor confianza que tienen en nosotros por ser una entidad de crédito valenciana.

P. Como cooperativa que son, me consta que apoyan de manera firme y decidida el fomento y la consolidación del cooperativismo de trabajo valenciano de muy diversas maneras, ¿qué puede aportar Caixa Popular a una cooperativa que ahora mismo esté en proceso de constitución?
R. Podemos aportarle la seguridad de que vamos a escuchar y valorar su proyecto, por el ADN cooperativo que nos une. Además de trasladarles nuestro asesoramiento financiero y experiencia en el sector.

Pin It