Publicado por: Coceta
Nacional | vie 27 - Sep - 2013

El comercio justo en España creció un 6% en el último año

La coordinadora de Comercio Justo de España ha publicado su último informe de comercio justo en el país. “28,3 millones de euros fue la facturación de productos de Comercio Justo registrada en España en 2012, lo que supone un crecimiento del 6% respecto al año anterior”, explican en un comunicado.

“El aumento, destacado en alimentación, esconde la caída en las tiendas de Comercio Justo y otros minoristas, así como de los artículos de artesanía. La publicación ha sido elaborada por la Coordinadora Estatal de Comercio Justo (CECJ) con la aportación de los datos de venta de Fairtrade España(…) Las ventas de Comercio Justo continúan aumentando en nuestro país. Desde 2000 se han multiplicado por cuatro, a un ritmo medio de crecimiento de un 11,4% anual. A las ventas realizadas por las organizaciones sociales, que en 2012 constituyeron la mitad de la facturación total (14 millones de euros), se unen las realizadas por empresas convencionales. La entrada de estos nuevos actores en los últimos años explica que desde el comienzo de la crisis las ventas hayan ascendido un 33%”.

Según la organización, casi nueve de cada diez compras de productos de Comercio Justo fueron de alimentación, sector que aumentó un 9,5% respecto a 2011. “El café y los dulces copan el mercado: solo el café representa el 40% de las ventas totales, y los dulces el 43%. Por el contrario, las artesanías, cuyas ventas constituyen un 9% del total, registraron un descenso del 24%, que se suma a la caída de los últimos años. No obstante, entre los artículos más vendidos de este grupo destacan los complementos y artículos de textil”.

“Los canales de venta mayoritarios compensan la caída que sufre el pequeño comercio. De hecho las tiendas de Comercio Justo son quienes principalmente están sufriendo la crisis, ya que desde el inicio de la misma sus ventas han descendido un 29%, aunque el ritmo se va frenando progresivamente: si en 2010 y 2011 las ventas descendieron un 17% y un 14% respectivamente, este año el descenso ha sido menos acusado, de un 9,5%. “Nos preocupa porque las tiendas son el núcleo del Comercio Justo, un movimiento que no consiste solo en consumir sino también en estar informado y participar en el avance hacia un cambio global”, explica García de Vinuesa. “Además, en las tiendas se encuentran productos de Comercio Justo que no están en otros puntos de venta mayoritarios”, añade.

Lea el informe completo, aquí.